‘Take Shelter’: tormenta de buen cine

rss

Take Shelter

 

Cuenta el director Jeff Nichols que comenzó a escribir el guión de Take Shelter en el verano de 2008. Llevaba unos seis meses felizmente casado, y aunque las cosas profesionalmente también le iban muy bien, comenzó a sentir la sensación de que se acercaban tiempos difíciles. Poco después, en septiembre, el banco Lehman Brothers se declaraba en quiebra y comenzaba la crisis financiera cuyas consecuencias aún estamos viviendo.

Take Shelter (que se podría traducir como “ponte a cubierto”) es una metáfora de ese futuro incierto que se cernía en esos días sobre Estados Unidos y sobre todo el mundo, y no sólo en lo relativo al ámbito económico. “Mientras escribía la película tenía la impresión que todo iba mal”, explicaba Nichols. “Nuestro gobierno estaba al borde del colapso, el dólar iba a precipitarse por el retrete, Islandia estaba en quiebra… Por no mencionar las constantes imágenes de osos polares saltando sobre pedazos de icebergs derretidos”. Esa ansiedad  fue la chispa que, a nivel temático, llevó al director a querer contar esta historia. A nivel visual y argumental, la inspiración le había llegado varios días antes. “Estaba en el patio de mi casa cuando, de pronto, reparé en un hombre situado junto a un refugio para tormentas. No sabía si estaba entrando o saliendo, o si había alguien más dentro. Sólo sé que esa imagen se quedo conmigo”, revela Nichols.

 

Take Shelter refugio

 

El protagonista de la película es Curtis LaForche, un padre de familia de una pequeña localidad de Ohio que, de buenas a primeras, empieza a verse sorprendido por unas extrañas pesadillas. Una serie de visiones que le asaltan tanto despierto como dormido y entre las que destaca una imagen recurrente: la de una gran tormenta que se acerca. Alertado por estos sueños, que él considera una premonición, Curtis decide poner a salvo a su mujer y a su hija y comienza a construir un refugio.

Uno de los principales atractivos de Take Shelter es que funciona a varios niveles, y que propone una mezcla de géneros que combina el thriller y el terror de tipo sobrenatural con el drama doméstico. Todo dentro de ese entorno rural americano en que Nichols se mueve como pez en el agua. El dúo protagonista, formado por Michael Shannon y Jessica Chastain, también está (como era de prever en dos actores casi infalibles) a la altura de una historia que, además de sobre la ansiedad, y sobre la amenaza, también habla de la esquizofrenia. Y de cómo afrontar en común los negros nubarrones que a veces sobrevuelan nuestra vida cotidiana.

 

 

Producido de forma independiente, el film ganó la Semana de la Crítica del Festival de Cannes de 2011, y también el Premio Especial del Jurado del Festival de Gijón.

En cuanto a la banda sonora, que acentúa de forma magistral el desasosiego y misterio que envuelven todo lo que va aconteciendo en pantalla, es obra de David Wingo, colaborador habitual de Nichols que también ha firmado la música de Mud, Midnight Special o Loving.

Take Shelter. Sábado 13 de octubre a las 22:00 en TCM


Escrito por Jueves 11 octubre 2018

Tags : , ,


Los comentarios están cerrados.