Mayo del 68 y el cine

rss

 

Este jueves 10 de mayo se cumplen 50 años de la llamada ‘noche de las barricadas’, considerada el punto de inflexión del Mayo del 68. Aquella noche se produjo un gran enfrentamiento en París entre manifestantes y policía que dejó cientos de heridos. Esta rebelión no sólo se ha reflejado numerosas veces en películas. El mundo del cine también jugó un papel muy importante en aquellos sucesos.

Para muchos franceses de finales de los años 60 el cine no era un simple entretenimiento. Era en sí mismo una forma de vivir, tal y como lo mostraba Bertolucci en su película Soñadores. Los cinéfilos eran una auténtica legión en el París de 1968 agrupados en torno a la Cinemateca, al frente de la cual se encontraba encontraba un hombre que había enseñado a ver cine a toda una generación y que se había convertido en un padre cultural para muchos directores de la Nouvelle Vague: Henri Langlois. Por eso el 9 de febrero de 1968 una noticia sacudió el mundo cultural parisino: Langlois había sido cesado en su puesto por el ministro de cultura André Malraux.

 

Langlois

 

Los cinéfilos de París, con Truffaut a la cabeza no tardaron en movilizarse ante aquella destitución. Una movilización orquestada desde la redacción de la revista Cahiers du Cinéma. El 14 de febrero una manifestación de más de 3000 aficionados al cine tomó el Trocadero parisino. La carga policial fue contundente. Herido, Francois Truffaut tuvo que ser atendido en un portal; Bertrand Tavernier terminó también con el rostro ensangrentado y Jean Luc Godard, que fue el único que pudo cruzar el cordón policial, deambuló desorientado después de perder las gafas. La destitución de Langlois se convirtió pronto en un caso político. Un símbolo en contra del inmovilismo del gobierno de De Gaulle. Faltaban semanas aún para el mayo del 68, pero muchos historiadores consideran el caso de Langlois como un ensayo de lo que ocurriría después.

El cine fue protagonista del Mayo del 68 y también espejo del mismo. Por eso a través de sus imágenes podemos reconstruir aquellos sucesos. Películas como la mencionada Soñadores; Milou en mayo de Louis Malle; Los amantes habituales de Philippe Garrell; Después de mayo de Olivier Assayas o El mar y el tiempo de Fernando FernánGómez constituyen la memoria fílmica de una revolución singular.


Escrito por Jueves 10 mayo 2018

Tags : , , , ,


Los comentarios están cerrados.