‘La gata sobre el tejado de zinc’: la plenitud de Paul Newman y Liz Taylor

rss

La gata sobre el tejado de zinc

 

Hace más de 60 años, el 24 de marzo de 1955, Tennessee Williams estrenaba en Nueva York una de sus obras teatrales más famosas: La gata sobre el tejado de zinc caliente. La obra fue dirigida por Elia Kazan, tuvo cerca de 700 representaciones, fue candidata al premio Tony y Tennessee Williams ganó el premio Pulitzer de drama ese mismo año. Estaba claro, por tanto, que no iba a pasar mucho tiempo antes de que la gata diera el salto a la gran pantalla.

Elia Kazan tenía todas las papeletas para dirigir la versión cinematográfica. Además de ser el responsable de la puesta en escena teatral, había llevado a las pantallas otras dos obras de Tennessee Williams: Un tranvía llamado deseo y Baby Doll. Sin embargo, sus relaciones con el dramaturgo por aquel entonces no eran nada buenas. Ambos habían discutido precisamente por el tercer acto de la obra: la resolución de la trama. La Metro pensó entonces en George Cukor, pero éste se negó.

La tormenta que se avecinaba era cómo se iba a poder adaptar a las pantallas, sorteando la censura de la época, una obra que tenía abundantes alusiones a la homosexualidad. Finalmente, y para horror de Tennessee Williams, se suavizó todo lo que se pudo el contenido de la obra.

Richard Brooks dirigió finalmente la película, y contó para la ocasión con dos actores en la plenitud de su talento y belleza: Paul Newman y Liz Taylor.

 

Rodaje

 

Brooks quería hacer un film en blanco y negro, más intimista y con claroscuros, pero no les podía hurtar a los espectadores la posibilidad de disfrutar de los ojos azules de Paul Newman y de los violáceos de Elizabeth Taylor, y la cinta se acabó filmando en color.

El veterano cantante y actor Burl Ives repitió el papel que ya hizo en el teatro. Él es el patriarca de esa familia que acude como una bandada de buitres cuando se entera de su enfermedad y su posible muerte. Y, hablando de muerte, el mismo día que comenzó el rodaje falleció en un accidente de avión el entonces marido de Elizabeth Taylor, Michael Todd. La actriz continuó trabajando en el film pasadas unas semanas, y logró una de las mejores actuaciones de su carrera.

Taylor y Newman se quedaron a las puertas del Oscar. La película obtuvo otras cuatro nominaciones y fue uno de los grandes taquillazos del año 1958. Y en cuanto a la música, debido a una huelga del sindicato de músicos, el film no cuenta con una banda sonora original, sino con una serie de arreglos firmados por Charles Walcott, un músico que trabajó para la Disney durante muchos años. El tema principal es Lost in a Summer Night, de André Previn, que ya había sido utilizado anteriormente en la película Tensión.

La gata sobre el tejado de zinc. Martes 11 de diciembre a las 22:00 en TCM

Elio Castro


Escrito por Viernes 23 febrero 2018

Tags : , , , , ,


Los comentarios están cerrados.