Un padrino muy duro llamado John Ford

rss

Tres padrinos es la historia de tres vaqueros que tienen que hacerse cargo de un bebé, pero ni siquiera lo tierno del argumento consiguió domesticar la legendaria personalidad de John Ford. Aquella era la primera vez en la que el director contaba en el reparto con Harry Carey Junior, hijo del veterano  Harry Carey, que había actuado en varias películas de Ford. Una vieja amistad que, sin embargo, no le valió el más mínimo trato de favor. “Vas a odiarme cuando terminemos esta película”, le advirtió el primer día el director. “Pero harás una gran interpretación”. Y dicho y hecho. Durante el rodaje en Monument Valley, la temperatura llegaba hasta los 54 grados y, según cuenta Joseph McBride en su biografía del maestro, “Ford trató a Harry de forma tan despiadada que el joven actor pensó que moriría de verdad mientras estaban rodando la escena de su muerte”.

John Ford también cumplió la segunda parte de su amenaza y lo cierto es que Harry Carey Junior logró una gran interpretación al lado de actores tan experimentados como Pedro Armendáriz y John Wayne. Además, al final, y después de tanto sufrimiento, el director le demostró que, bajo sus rudos modales, escondía un buen corazón. El último día de rodaje tuvo el detalle de presentarse con Sunny, el caballo que había montado su padre en varias películas y que el director había pedido prestado a la Metro para la ocasión.


Escrito por Miércoles 7 noviembre 2012

Tags : , , , , , ,


Los comentarios están cerrados.