Al Pacino no estaba allí

rss

 

¿Cuáles son las condiciones indispensables para ser un buen seguidor de El Método y un alumno aventajado del Actor’s Studio? Sin duda, cierto carácter atormentado y un obsesivo perfeccionismo. Después de terminar la primera jornada de trabajo en Tarde de perros, Al Pacino fue a ver las  imágenes de lo que habían rodado y, desde el principio, no dejó de mascullar: “Es increíble, no hay nada allá arriba. Al se ha ido”. Los productores lo miraban con cara de asombro y sólo comprendieron lo que ocurría cuando el actor les explicó que sentía que su interpretación estaba vacía, que no había conseguido transmitir nada con su personaje y que la única solución era volver a rodar. En el libro Conversaciones con Al Pacino, de Lawrence Gorbel, el actor cuenta que pasó mucho tiempo dándole vueltas a la cabeza hasta dar con el detalle que lo cambió todo: “Toda la noche la pasé trabajándolo, buscando que se me ocurriera algo. El tío llega el primer día con gafas; les dije que no debía llegar usando gafas como disfraz, porque este hombre quieren que le capturen, así que cambiamos esa parte”. Conclusión: que un personaje tenga gafas o no las tenga, puede parecer algo no demasiado relevante.  A no ser, por supuesto, que uno sea un alumno aventajado del Actor’s Studio.

Tarde de Perros. Sábado 15 de setiembre. 18:05h.

 

 


Escrito por Viernes 7 septiembre 2012

Tags : , ,


Los comentarios están cerrados.